Artista 04,2017

(Abril 2017)

Yani Pecanins


1957-00-00

 

Fecha: 2017-04-01

compartir en facebook  compartir en twitter

<i>Small memories</i>
Small memories

 

Yani Pecanins comenzó su trayectoria como artista a partir de las experiencias editoriales independientes y alternativas que realizó a mediados de los años setenta y a lo largo de los ochenta. En esos años, Pecanins también formó parte de una generación de jóvenes artistas que irrumpieron en la escena artística capitalina, cuestionando una serie de temas relacionados con la producción y distribución del arte y experimentando con soportes, materiales y técnicas no tradicionales, proceso que los llevó a expandir las posibilidades creativas, desarrollando un apasionado trabajo artístico.

 

En 1977, Yani Pecanins y Gabriel Macotela fundaron la editorial independiente Cocina Ediciones –que, entre otras cosas, publicó la revista “Paso de peatones”- en la que Pecanins editaba, diseñaba y producía libros de artista. De las pequeñas editoriales alternativas que proliferaron en esos años, Cocina Ediciones fue la más elaborada y tal vez de las más activas, ofreciendo además, colaboraciones a los artistas y escritores. Por otro lado, el nombre de la editorial, la cocina, se refería tanto a la manufactura de sus libros y publicaciones –doméstica, hechos en casa y a mano-, como a un tema de género. Pocos años después, en 1985, junto con Macotela y Armando Sáenz, fundó El Archivero, un proyecto que duró cerca de una década y que, en la práctica, se convirtió en un importante espacio que organizaba exposiciones -en la Ciudad de México y en el extranjero-,  coleccionaba y promovía libros de artista.

 

Pecanins comenzó a crear sus propios libros de artista hacia 1980, de tiraje limitado y ejemplares únicos, continuando con la impresión en sistemas alternativos como mimeógrafo, fotocopia y variaciones tipográficas. En libros de pequeños formatos, Pecanins integra y combina fotografías, cartas y objetos diversos y, más adelante, los realiza en complejos soportes -pañuelos bordados, planchas, zapatos, cajas de distintos tamaños y formas, entre otros-,  que poco a poco irán derivando hacia los objetos artísticos.

 

Un viaje en Zeppelin es uno de los libros hechos a mano más complejos e importantes para la artista. Por medio de un recorrido visual y poético desplegado en un conjunto de imágenes y textos, la artista relata una historia familiar personal: el trágico episodio del accidente del Hindenburg en 1937, en el que viajaba la familia paterna de Pecanins.

 

El libro fue trabajado a lo largo de un año y fue realizado en una caja de cartón construida por ella misma, que contiene más de veinte páginas individuales sueltas e impresas a mano, incluyendo técnicas de impresión alternativas y caseras como el mimeógrafo, la fotocopia y sellos. El libro también contiene una maleta de papel con tarjetas postales, mapas doblados y diagramas de la estructura y los componentes del zepelín, además de copias de fotografías familiares, artículos de periódicos que se refieren al accidente, y cartas escritas a mano y estampadas por la artista. Con esta obra, que forma parte de la colección de libros de artistas del MoMA, el trabajo de Pecanins adquirió un rumbo más íntimo e introspectivo y, al mismo tiempo, dio paso a una etapa de exploración y experimentación con la estructura, los soportes y formatos de libros de artista, desplegando un lenguaje cada vez más elaborado y complejo que la llevará al arte objeto.

 

En 1988 realiza una de sus exposiciones más relevantes: “La habitación de adentro”, inspirada por el impacto que le provocó la lectura del Diario de Ana Frank. La pieza inicial, que es parte de una serie, fue una caja con un vestido que Pecanins usó de niña. La prenda de infancia de la artista sirve como soporte para yuxtaponer, con su caligrafía, las palabras de Ana Frank, para referirse y desarrollar una temática en torno a su propia intimidad, a partir de la historia de Frank, quien narra, desde el encierro y oculta de la persecución nazi junto con su familia, sus impresiones cotidianas, pero también las personales e íntimas que siente una joven próxima a la adolescencia, en la que se entremezclan simultáneamente fragilidad y fortaleza, así como una sensación de pérdida tanto real como existencial.

 

Otra de las piezas que componen esta exposición y que impacta tanto por su belleza como por la historia y fuerza contenida, es una maleta que contiene varias prendas, y que hace referencia directa a un episodio del diario de Ana Frank, cuando el padre le dice que, antes de partir - al verse obligados a abandonar su casa-, se ponga toda la ropa que pueda encima.

 

En el vestido Yani Pecanins imprime caligrafía y aplica puntadas –fragmentos del Diario de Ana Frank- intercalando imágenes y utilizando objetos que la vinculan con su propia infancia, recorriendo su historia, a la vez que la memoria de su familia. En esta pieza emblemática, Pecanins diversifica y amplía los materiales más allá del libro de artista, derivando hacia el arte objeto, las cajas y las instalaciones.

 

Las prendas de vestir, tanto zapatos como vestidos, son un componente fundamental en la obra de Yani Pecanins, pero no las prendas nuevas sino aquellas que pertenecieron a alguien, las que tienen una historia y poseen una memoria. Pecanins señala que éstas “… hablan de las personas; todos los vestidos tienen la forma de alguien; ésta queda ahí, los zapatos igual”. La artista se apropia de estos objetos usados, a los que otorga una nueva vida, les da un nuevo sentido e imprime su propia historia, para abordar temas tan profundos y complejos como la pertenencia, la identidad y también la pérdida.

 

En la obra de Yani Pecanins hay elementos permanentes y simbólicos: desde la creación de libros de artista hasta las instalaciones, como el uso de la caligrafía –ampliamente desarrollada-, que le permite reflexionar, divagar; expresar estados de ánimo, sensaciones y explorar su propia intimidad, el intrincado universo personal y el de otros. Incorpora en sus obras objetos cotidianos como los vestidos, zapatos, botones, cabello, hilos, prendedores, agujas, vajillas, los papeles, las cartas, recortes de periódicos, fotografías familiares, así como fotocopias y  sellos. Con ellos configura un lenguaje artístico delicado y femenino pero que a su vez contiene una fuerza atávica y profunda, que sumerge al espectador en una historia personal que también refleja, como un espejo, la de otros.

 

Yani Pecanins nació en la Ciudad de México en 1957. Es hija de padres inmigrados: madre catalana y padre alemán, lo que ha sido parte importante para elaborar una temática propia, que gira en torno a la memoria, la pérdida, el exilio y la migración, así como también la exploración del universo interior. Su formación es autodidacta y desde muy pequeña ha estado inmersa en el complejo y rico mundo artístico, al crecer en una familia –con la predominancia de mujeres- dedicada a la promoción del arte: su madre y sus tías abrieron la famosa Galería Pecanins, que durante años fue un espacio esencial para la difusión y promoción de generaciones de artistas, entre ellos, aquella que, a mediados de los años setenta y durante los ochenta, irrumpió en la escena artística mexicana con propuestas renovadoras.

 

Ha realizado varias exposiciones individuales, entre ellas, “La habitación de adentro”, en el Museo de Arte Contemporáneo de Oaxaca, 1998; “Naturaleza íntima”, en la Galería Pecanins, 2007; “Apuntes y borradores”, en Machado Arte Espacio, 2011; “Small memories”, en la Galería Pecanins, 2008; Paseo de Gracia, en el Museo de Arte Carrillo Gil, 2013.  

 

Destaca, además, su participación en Metrónom, Barcelona; Flue, Franklin Furnace Museum de Nueva York; Cocina Ediciones, Museo Rayo, Colombia; Artist Books, Museum of the Bronx, N.Y.; México un Libro Abierto, 44 Feria del Libro en Frankfurt Alemania; Latinamerika und der Surrealismus, Museum Bochum, Alemania; Diálogos Insólitos, Museo de Arte Moderno, México; El Arte de los Libros de Artista, Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca; “I carry my roots with me: the Jewish Diaspora The Arin Bronfman Gallery Washington; Escultura Mexicana, de la Academia al Objeto, Palacio de Bellas Artes México; Stop, Galería Pecanins; Artist Books Collection, Walker Art Center, Minneapolis USA; Salón del Libro, París Francia; La Era de la Discrepancia, Museo Universitario de Arte Contemporáneo, México; 100 Books of the Collection, Museum of Women in The Arts, Washington, USA, entre muchas más.

 

Pecanins también ha colaborado en proyectos colectivos como Cross Currents, exposición que itineró por la Costa Oeste de USA, y Diálogos insólitos, en el Museo de Arte Moderno en 1997, entre otros. Paralelamente ha impartido cursos y talleres y ha realizado varias curadurías para exposiciones de libros de artista.  

 

Su obra se encuentra en galerías y en colecciones de museos e instituciones como Metrònom, en Barcelona, el Museo Rayo de Colombia, la Biblioteca del Museo de Arte Moderno de Nueva York, el Museo de Arte Carrillo Gil, el Museo de Artes de San Diego, California, el Museo Nacional de las Mujeres en las Artes, en Washington, y la Biblioteca de la Universidad de Nuevo México.

 

1993 gana la Beca Fonca-Bancomer-Rockefeller, en el Headland Center for the Arts San Francisco USA. En 1995 obtiene el 2º lugar en la 1a. Bienal de Juguete Arte Objeto y 1er. Lugar en el concurso de Libro Objeto (Conafe). En 1999 obtiene la beca de Fomento y Coinversiones del Fonca para el catálogo de “Exilios”. En 2010 recibe la Beca del Sistema Nacional de Creadores del Fonca (2010 al 2013) con el proyecto “Paseo de Gracia”. En 1981 participó en la la XVI Bienal de Sao Paulo y en la Primera Bienal de Juguete Arte Objeto, en el Museo José Luis Cuevas, en el año 1995, así como en sus posteriores ediciones en 1998 y 2000.

 

 

 

Autor/Redactor: Daniela Cuéllar
Editor: Manuel Zavala Alonso

Obras

 

 

Invitaciones y presentaciones editoriales

 

 

Invitaciones de exposiciones

 

 

Estudio

 

 

 

 

 

RASTROS - small memory

 

 

Redes sociales